Leccion 14
Mayordomia

¿QUIÉN DIRIGE?

LECTURA BÍBLICA: 1°TIMOTEO 3:1-3

TEXTO PARA MEMORIZAR: 2°CORINTIOS 5:17

El peligro de la dirección en la administración o mayordomía de los tesoros (léase íntegramente: recursos, dones, talentos etc.) de la Iglesia. No puede ser accidental, consanguínea; llegar a dirigir por heredad, o por más viejo o de mayor experiencia o porque tiene mayores recursos económicos; o tiene más títulos académicos o porque es hijo del pastor, o el más elocuente; es un atentado a la Santidad de Dios. Existen líderes (está incorporada a Real Academia, pero resiste el peligro de faltar a la humildad) que son por vocación, o por su esfuerzo de superación personal al servicio de los demás. El Líder es el que va adelante. El pastor va siempre delante de las ovejas. A Jesús lo seguían sus discípulos. El pastor es un maestro de la escritura. Entonces dirigir la Iglesia o administrar los recursos de Dios no es un acto de simpatía; es un acto sagrado que exige un llamado desde el corazón de Dios. La dirección es la médula de la organización (preferentemente, órgano) es la guía a alcanzar los objetivos y metas de la planeación. En las congregaciones hay líderes natos y deben ser cultivados para emular a Jeremías, Saulo de Tarso, Nehemías, Daniel; que fueron grandes directores.TENIDO

1. CUALIDADES DEL DIRECTOR

No es lo que aparenta, sino lo que hace. Estimula a trabajar en grupos. Dirige sin hacer sentir al grupo presionado para que lo sigan. Cuando aconseja, hace sentir al aconsejado que el (ella) piensa por sí misma. Es comprensivo. Es generoso cuando no están de acuerdo con él. Va siempre adelante. Es irreprensible. Abarca toda su vida (económica, social, moral). Marido de una sola mujer. Sobrio. Prudente. Decoroso. Hospedador; apto para enseñar. Amable. Que gobierne bien su casa. De buen testimonio de los de afuera.

PROVERBIOS 11:14
1°TIMOTEO 3:6-8
FILIPENSES 2:15

2. CARACTERÍSTICAS DEL HOMBRE SECULAR

La Iglesia es un órgano vivo, por lo tanto ha de considerarse, que estos tiempos que vivimos, en donde los descréditos, desfalcos, emisiones de documentos, falsos pagos de impuestos y evasión de estos son constantes. Es por esta razón que los que dirigirán los bienes sacros no pueden tener características del hombre secular. El mayordomo no puede ser dado al vino. No pendenciero. No un neófito. Significando esto que Dios espera la excelencia en el liderazgo cristiano.

1°PEDRO 2:9
EFESIOS 4:28-29
1°TESALONICENSES 4:1, 11-12